El Ministerio invierte 40M€ en la conservación de la AP-1 y otras carreteras

El Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (Mitma) ha adjudicado en los últimos dos meses dos contratos de servicios para la ejecución de operaciones de conservación y explotación en carreteras del Estado en la provincia de Burgos. En total, estos contratos supone una inversión superior a los 40 millones de euros.

El Mitma acaba de formalizar el primer contrato que adjudicó, a mediados de octubre, por un importe de 11,95 millones de euros. Abarca 117 km de carreteras con una duración inicial de 3 años y la posibilidad de prórroga. Incluye vías como la carretera N-120, la BU-12 y o la N-620A y se enmarca en el programa de conservación y explotación de carreteras del Mitma.

Gracias a este gasto público se llevará a cabo el fresado y reposición del firme de la carretera N-120, en el tramo que va desde Logroño a Vigo, entre los km 54 y 107 en los términos municipales de Redecilla del Camino y Burgos, en aquellos tramos urbanos y travesías que presenten deterioros de tipo superficial.

Está prevista, además, la rehabilitación preventiva del firme de la carretera N-120, entre los km 78 y 82 en Villafranca Montes de Oca y Arlanzón y en esa misma vía, en diversos tramos entre los km 142 y 167.

El Ministerio ha contratado también el fresado y reposición del firme en la carretera Nacional 120, entre los puntos kilométricos 132 al 148.

Inversión en la AP-1

El segundo contrato, por un importe global de 28,2 millones de euros, tiene una duración de 3,5 años y se enfoca en el sector nº 7, en el que abarca reparaciones en un total 119 kilómetros de carreteras, incluyendo autopistas, autovías y diversas vías de titularidad estatal, además de puntos singulares como túneles.

Incidirá en la rehabilitación preventiva del firme de la autopista AP-1 de Zuñeda a Pancorbo y en esa misma vía el fresado y reposición entre Prádanos de Bureba y Grisaleña. 

A mayores, el contrato de servicio incluye la conservación y explotación de las áreas de servicio de Quintanapalla, Briviesca y Desfiladero, cuyos adjudicatarios tendrán que acometer ampliaciones. En el Área de Servicio Quintanapalla, en la margen derecha sentido Vitoria, se planea crear 232 plazas para vehículos pesados. En la de Briviesca, en ambos márgenes, se prevé añadir 41 plazas para vehículos ligeros y 27 para vehículos pesados.

En el Área de Servicio Desfiladero, en la margen izquierda sentido Burgos, se planea ampliar las superficies de aparcamiento y crear 24 plazas para vehículos pesados.

Mediana para emergencia

En vista de los kilométricos atascos que se forman en la antigua autopista AP-1 cada vez que se produce un accidente de tráfico que afecta a la circulación, el Ministerio ha decidido intervenir y abordar la protección de pasos de mediana en todo el recorrido de esta vía hasta el límite con la provincia de Álava, para que sea posible su utilización por los servicios de emergencia y se posibilite la ordenación provisional del tráfico en caso de incidencias graves.

Fuente original: www.elcorreodeburgos.com