La Arandina rompe con el alcalde y el Ayuntamiento pide calma

El momento de extrema tensión vivido entre el secretario de la Arandina Club de Futbol y el alcalde, Antonio Linaje, en el que el regidor asegura que Francisco Galán profirió insultos de gravedad contra él y contra la concejala de Deportes, sigue enturbiando la organización del partido de Copa que enfrentará a la Arandina con el poderoso Real Madrid el próximo día 6 de enero a las 21.30 horas.

Mientras el Ayuntamiento ha emitido un comunicado de calma, la directiva del club da por rotas las relaciones tanto con el alcalde como con la titular de Deportes, Belén Esteban, a los que acusa de actitud prepotente y de haber puesto en duda el balance de venta de entradas de los partidos contra el Cádiz y el Murcia.

En su escrito, la directiva del club asegura que la Arandina “siempre ha mostrado respeto a esta corporación municipal tanto púbicamente como de modo privado”. “Antes de las graves acusaciones públicas de don Antonio Linaje, que perjudican gravemente al desarrollo de la actividad normal del club, solicitamos designación de un nuevo interlocutor para poder empezar con los trabajos de preparación del evento de mayor interés, social y deportivo de la historia de nuestro club”, afirman con la esperanza de recuperar la normalidad en un club “que quiere seguir aportando todo lo que está en sus manos a la sociedad arandina y de la que siente un enorme orgullo y sentimiento de pertenencia”.

Por su parte, el Ayuntamiento ha emitido un mensaje institucional en el que garantiza, “que seguirá trabajando al máximo de sus capacidades para que el partido de Copa del Rey sea un evento histórico en nuestra ciudad”. “El partido que se disputará el próximo día 6 de enero en el Juan Carlos Higuero entre la Arandina CF y el Real Madrid es un momento histórico para nuestra ciudad desde el ámbito deportivo y desde el punto de vista social y en lo relativo a la promoción de Aranda a nivel nacional e internacional”, afirma consciente de que este hecho ocurre gracias al “esfuerzo de todos los jugadores, del entrenador y del propio club”.

Según argumenta, a lo largo de todo el año, “la Arandina CF tiene a su disposición el estadio público municipal Juan Carlos Higuero” y “para la celebración de la Copa del Rey en nuestra ciudad, desde el primer momento, el Ayuntamiento ha invertido todos los recursos personales, materiales y económicos, asumiendo el coste de todos los requerimientos exigidos por la Real Federación Española de Fútbol, para que pudiese celebrarse en las mejores condiciones posibles”. “En dichos partidos el Ayuntamiento ha realizado inversiones importantes para adaptarse a los mínimos de iluminación exigidos por la Federación, así como para garantizar la evacuación mediante la instalación de escaleras y rampas de seguridad, la mejora del campo a través de la contratación de una empresa especializada y la instalación de gradas complementarias para ampliar el aforo en casi mil personas”, detallan.

El alcalde no olvida el “gran despliegue de seguridad, con horas extras de Policía Local, Bomberos y contratación de personal de seguridad privada”. “Además, agradecemos el esfuerzo de los voluntarios de Protección Civil y del cuerpo de Policía Nacional”. “Como en el resto de partidos, y conociendo la trascendencia de nuestro rival, el Real Madrid, requiere de una responsabilidad y un esfuerzo extraordinario por parte de todos los agentes involucrados para la organización de este partido: la Arandina CF, el Ayuntamiento, los cuerpos y fuerzas de seguridad y emergencias, además de toda la sociedad arandina”.

Por ello, “como no puede ser de otra manera, y aparcando la situación desagradable que se ha producido, el Ayuntamiento quiere reiterar su máximo compromiso y responsabilidad con la organización del partido y con el club”. “Desde el primer minuto después del sorteo se está trabajando en materia de seguridad y de acondicionamiento del campo, así como la tramitación económica y todas las cuestiones que afectan a la organización del evento. El Ayuntamiento seguirá trabajando al 100%, poniendo todos los medios materiales y personales para que el evento más importante de la historia del deporte en Aranda tenga el máximo éxito que se merece, para que los arandinos demostremos nuestra capacidad de trabajo, de unión y de organización”.

“Cómeme los huevos”

Tras varios desencuentros el conflicto estalló la mañana del jueves cuando la presidenta del club, Virginia Martínez, hablaba por teléfono con el alcalde, Antonio Linaje, mientras el secretario y pareja de la presidenta blanquiazul conversaba a su vez con la concejala de Deportes, Belén Esteban. Según explica el alcalde, tanto él como Virginia mantenían una conversación fluida, pero el secretario Francisco Galán empezó a tener una acalorada discusión cuando la edil puso en duda el balance que la dirección del club había hecho de la venta de entradas del partido contra el Cádiz, al entender que no podía limitarse a los 25.000 euros anunciados.

La tensión cobró forma cuando el secretario, según el alcalde, “arrebató el teléfono” a Virginia espetándole: ‘Me vais a comer los huevos’. “Yo del dije: te estás equivocando, no me lo estás diciendo a mí como Antonio Linaje sino al alcalde de Aranda. Y entonces repitió ‘me vas a comer los huevos, tú y tu puta concejala. No sé quién se ha creído que es, pero es lo peor que nos ha pasado a este pueblo de mierda’ y colgó la llamada”, relata.

Francisco niega la mayor y los servicios jurídicos lo tienen claro: aconsejan al alcalde poner una querella porque es un delito contra la autoridad. “Le hemos enviado un burofax para que se disculpe pero si no lo hace en tres días hábiles esto tendrá su recorrido”, advierte el alcalde, con pena por un hecho “muy desagradable” que “nunca debió haber ocurrido”. “Aunque sea un tema muy mediático, para nosotros esta polémica ocupa una parte pequeña de tiempo. Tenemos mucho que hacer de cara al partido y para seguir mejorando la ciudad y desde luego este no es el mayor de los problemas”, zanja Antonio Linaje. 

Fuente original: www.elcorreodeburgos.com